Una de las primeras cosas que nos dijeron en la primera consulta de traumatología fue que el pie zambo tiene menor talla de pie.

Nos dijeron que no lo notaríamos porque en nuestro caso, nuestro hijo tiene los dos pies afectados.

No le dimos importancia, la verdad. En ese momento lo único que nos preocupaba era que le corrigieran los pies, esa era nuestra prioridad.

Pero sí es verdad que, aunque no es importante ni prioritario, sí resulta un inconveniente en los casos de pie zambo unilateral.

Cuando uno de los dos pies está afectado y el otro no, se dan diferencias de talla entre ambos pies. Y eso, a la hora de comprar calzado puede resultar un inconveniente.

La diferencia de talla depende del niño, pero suele oscilar entre una y dos tallas menos.

Aunque nosotros no hemos tenido el trastorno con el calzado por la diferencia de talla, sí he ido conociendo a familias que lo tienen.

La malformación hace que el pie zambo tenga una o dos tallas menos

Esto es una característica del pie zambo que forma parte de la malformación y de la alteración que esta produce en el desarrollo del pie, ya que, por ejemplo y entre otras diferencias, los músculos del pie son más pequeños y más cortos.

Por eso sólo es visible cuando sólo hay uno de los dos pies afectados.

Voy a compartir las soluciones que encuentran las familias con pie zambo unilateral respecto al calzado:

Comprando un zapato de la talla adecuada para cada pie. El problema es que apenas existen fabricantes o tiendas que vendan el calzado así. Aunque alguna sí existe.

Comprando el calzado de la talla que sirva para ambos pies y poniendo una plantilla sin forma en el pie de menor talla.

Comprando el calzado de la talla que sirva para ambos pies y poniendo un algodón en el pie de menor talla (pero, claro, esto en el calzado de verano no puede hacerse).

Comprando dos pares de zapatos de distinta talla cada vez. Lo cual resulta muy caro y no siempre están disponibles en todas las tallas.


¿Y tú cómo lo haces? Me encantará leer tu experiencia o tu opinión 🙂

Feliz día,