En la segunda visita a Traumatología vieron que nuestro pequeñín tenía una displasia en la cadera derecha, es decir, tenía esa cadera muy laxa y un pelín desplazada. La solución era fácil y de poco tiempo (esto es relativo, según se mire), sólo tenía que llevar una férula durante varios meses…

¿Qué es?

La displasia de cadera en los recién nacidos es muy frecuente, consiste en un desplazamiento hacia afuera de la cabeza del fémur, por lo que no encaja perfectamente en la pelvis.

A los bebés con grados leves de displasia les ponen férulas para corregir la posición del férmur en la pelvis, y así el desarrollo sigue su curso normal, sin dejar secuelas.

A los bebés con grados más severos de displasia, los tratan con yesos alrededor de la cintura y la pelvis, u otro tipo de aparatos, y si esto no funciona, los deben intervenir quirúrgicamente para curarlos.

www.mispieszambos.com arnés de pavlik

Foto de mi hijo con el arnés de Pavlik

Afortunadamente, el caso de mi hijo fue el primero, tenía una displasia leve que sólo precisó de unos meses llevando una férula scheinn, como así lo recetaron en Traumatología. Eso sí, la férula sólo se le quitaba para cambiarle el pañal, bañarlo, vestirlo… Así que te puedes imaginar a un recién nacido con las piernecitas enyesadas y una férula que inmovilizaba sus movimientos y le obligaba a mantener una posición con las piernas abiertas. Realmente, esto fue más duro que las escayolas.

Además, resultaba un gran inconveniente cada vez que le cambiábamos el pañal, ya que había que quitarla y volverla a poner entera.  También resultaba muy incómodo a la hora de colocarle al pecho, ya que estaba en una posición rígida y poco adaptable a mi cuerpo. No fue fácil.

Y hasta aquí por hoy… Si necesitas cualquier aclaración, tienes una duda o quieres comentarme algo, no dudes hacer un comentario o ponerte en contacto conmigo a través del formulario de contacto de la pestaña “Quién soy”. ¡Gracias!

 

A %d blogueros les gusta esto: